La principal actividad del Centro Hípico La Esperanza es la Equinoterapia, que consiste en una modalidad terapéutica complementaria e integral de las personas, cuyo elemento central es el caballo. El caballo posee características musculares únicas, que son beneficios para el tratamiento de patologías físicas y psicológicas. El vínculo que se genera al relacionarse con el caballo y las connotaciones positivas del entorno natural, permiten trabajar aspectos de ámbito emocional y social de las personas, con el objeto de desarrollar estrategias que incidan en una mejor calidad de vida y autonomía de las mismas.

Esta actividad se encuentra enmarcada dentro de la Ley provincial Nº 5051 de regulación de la Equinoterapia, definiéndola como una disciplina integral complementaria de las terapias médicas tradicionales para la habilitación y rehabilitación de discapacidades humanas mediante el uso de un caballo apto, certificado y debidamente entrenado.

Principios que se basan la equinoterapia:

  • Calor corporal del caballo: la temperatura del caballo es alrededor de los 38,5 c. lo que provoca una favorable distención de los músculos articular del cinturón pélvico y de los miembros inferiores.

  • Los impulsos rítmicos: estos impulsos rítmicos que emite el lomo del caballo son a razón de aprox. 90-110 por minuto en paso. se trasmiten a la persona por medio del cinturón pélvico a la columna vertebral y el sistema musculo- esquelético hasta la cabeza, favoreciendo la regularización del tono muscular, la disminución de reflejos tónicos y la estabilización dinámica del tronco y de la cabeza. Favorece también la regularización muscular, la disminución de reflejos tónicos y a la estabilización dinámica del tronco y de la cabeza.

  • Patrón tridimensional de marcha: este, equivale al patrón de marcha humana, es transmitido al cinturón pélvico del paciente/ jinete lo que permite la estabilización dinámica del tronco y de la cabeza desarrollando el equilibrio y la coordinación psicomotriz así como corregir y/o afinar el patrón de marcha de la persona.-

¿A QUIENES VA DIRIGIDO?

Dirigida a personas niños, adolescentes y adultos con algún tipo de discapacidad o limitación; con problemas de conductas, depresión, vulnerabilidad, y todas las personas interesadas en realizar una actividad con los caballos.

BENEFICIOS DE LA EQUINOTERAPIA

Es una actividad que favorece el desarrollo integral de las personas, ayuda a la coordinación y el equilibrio, la sensibilidad, la motricidad y la capacidad de concentración. También favorece el progreso en el terreno de comunicación y comportamiento. Mejora el autoestima y el control de las emociones.

Debemos recalcar que no existen formulas mágicas y por lo tanto hay que recordar la necesidad de ser prudente a la hora de valorar los logros de la equinoterapia y entenderla como un tratamiento complementario